El programa Calle Cero se propone reducir la cantidad de perros y gatos en la vía pública

La iniciativa surgió de la mesa de trabajo conformada por vecinos de la ciudad, representantes de la Protectora de Animales Asociación Sunchales, el Centro Municipal Salud Animal, concejales y funcionarios municipales que respondiendo a la Ordenanza N°2605/2016.

La iniciativa promueve la tenencia responsable de mascotas.

El objetivo del programa diseñado en dicha mesa es reducir la cantidad de perros y gatos existentes en la vía pública de la ciudad de Sunchales. En una primera etapa, se trabajará en la concientización sobre la tenencia responsable de mascotas ya que se ha detectado que un gran porcentaje de los perros que se encuentran deambulando por la ciudad, y que muchas veces provocan accidentes y lesiones, tienen dueño.

La mesa de trabajo entiende que si todas las personas que poseen mascotas, asumen la responsabilidad de mantenerlas dentro de su hogar y así evitar que circulen por la vía pública, se reducirá el número de animales que hoy están en la calle.

El Programa Calle Cero incluye también acciones como la intervención del predio de la Protectora de Animales Asociación Sunchales, la definición de la reglamentación de la Ordenanza mencionada, la reactivación de charlas y capacitaciones, que empezarán en las escuelas de la ciudad y la creación de un registro de mascotas.

Todas las actividades serán parte de una planificación determinada y contarán con el aporte de diferentes instituciones de nuestra ciudad.

¿De quién es ese perro?

Con esa pregunta amaneció Sunchales el pasado jueves 26, cuando terminaban de colocar un enorme perro de colores llamativos sobre Plaza Libertad, mirando fijo hacia avenida Hipólito Yrigoyen, y sobre le cuál se nos devolvía otra consulta: ¿Dónde está tu perro ahora?

Las voces se fueron multiplicando y pronto llegaron a los medios de comunicación, algunas realmente disgustadas por que el animal diseñado sobre chapas recicladas, tapaba el monumento a La Madre. Incómodo por donde se lo mire, tan difícil de asimilar como la pregunta en su pecho, posado completamente fuera de lugar y llamando la atención de todos.

Con el correr de las horas algo estaba claro, la estrategia que planteaba la incógnita había funcionado a la perfección, todos hablaban del “perro en la plaza”, como todos hablan cada vez que un canino está fuera de lugar. Como se habla cuando un perro con dueño muerde a un transeúnte, como se discute sobre las responsabilidades de tener una mascota.

Ese perro de colores estridente tiene dueño, es de la Municipalidad de Sunchales y forma parte de la campaña “Calle Cero”, y pronto volverá a casa, ya dio su mensaje: un perro en un lugar que no le corresponde nos incomoda a todos. Seguramente ha quedado claro y cada uno pondrá a sus mascotas en el lugar que merecen, un espacio de cuidados y contención que justamente, no es la calle.

No hay comentarios

Deje un comentario